Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Federico Endphas escriba una noticia?

Los accesorios para muebles son piezas decorativas muy prácticas

06/05/2015 16:10 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Una opción muy interesante para completar un conjunto tapizado son los accesorios para muebles: pufs, tumbonas y cabeceros son los más habituales

Los accesorios para muebles son piezas muy prácticas, que se utilizan para complementar a otro mueble principal al que acompañan. En general poseen alguna funcionalidad propia que se suma al conjunto del que forman parte, pero en ocasiones su presencia puede ser meramente estética.

Cuando hablamos de muebles tapizados, es decir, sillones y sofás principalmente, los accesorios para muebles que más frecuentemente los acompañan son los pufs, pequeñas piezas que se colocan delante para apoyar las piernas y conseguir posturas más confortables que suelen relacionarse con un mayor descanso. Los pufs pueden tener formas y tamaños diferentes, de tal forma que los hay redondos, cuadrados o rectangulares, si bien se pueden encontrar con forma de semircunferencia, triangular u otras figuras geométricas, diseños más creativos que suelen estar más ligados a finalidades estéticas que a funcionalidades prácticas.

El tamaño de los pufs también puede variar, aunque la altura suele ser siempre la misma y coincide con la de los sofás y sillones. Lo que cambia es el área que abarca y esta va desde los modelos más pequeños, que no bajan de los 40 centímetros de lado o diámetro, según tengan forma cuadrada o circular, hasta medidas más amplias como las que realizamos en nuestra fábrica de sofás en Zaragoza, que pueden llegar a los cien centímetros en el lado más largo de un puf rectangular. Los pufs de mayores dimensiones, además de ser accesorios para muebles pueden constituir también piezas individuales para ocupar un espacio vacío o completar un conjunto.

Las tumbonas ofrecen una peculiar forma de tumbarse, ya que sus diseños innovadores y elegantes nunca pasan desapercibidos

Otros accesorios que tienen su propia finalidad individual, pero que se integran dentro de conjuntos más grandes, son las tumbonas y los cabeceros. La tumbona se puede encontrar en dormitorios amplios o completando un salón. Son piezas muy cómodas que se utilizan para relajarse, por lo que se suelen colocar en un rincón tranquilo y alejado de las zonas de paso.

Los cabeceros son un accesorio que solo puede acompañar a un tipo de mueble, la cama. Se colocan en la pared principal del dormitorio y resultan muy elegantes. Atraen la vista al entrar y visten muy bien la habitación, por lo que su finalidad suele ser más bien estética, aunque también resultan cómodos para apoyar la espalda y leer o ver la televisión al final del día.

Pufs, cabeceros, tumbonas son los principales accesorios para muebles tapizados. Completan las funcionalidades de estos y pueden conformar conjuntos muy atractivos. Para tapizar los accesorios y los muebles tapizados se utilizan los mismos materiales, que son generalmente la piel o las telas de tapicería. El diseño elegido depende del estilo que se le quiera dar. En la mayoría de las ocasiones suelen utilizar el mismo tapizado para dar constituir un conjunto uniforme, pero otra posibilidad es tapizar los accesorios de manera diferente para servir de contraste y llamar la atención sobre esas piezas.

Los pufs son el complemento ideal para cualquier sofá o sillón; además de para apoyar los pies pueden servir para almacenar cosas


Sobre esta noticia

Autor:
Federico Endphas (23 noticias)
Visitas:
1576
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.