Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Zumbido.es escriba una noticia?

Los romanos valoraban tanto su ORINA que hasta tenía un impuesto ¡Mira la razón!

13/05/2017 11:50 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Estamos rodeados de multitud de frases hechas que poco o nada tienen que ver con su significado literal, y muchas de estas frases son exclusivas de una determinada cultura. Otras, sin embargo, son adaptaciones de las mismas a otros países.

Hay algunas que son universales y se entienden por igual en cualquier parte del mundo, la frase latina"Pecunia non olet" (el dinero no huele) pertenece a estas últimas, pero ¿sabes de donde procede?.

En la antigua roma estaban muy de moda las llamada letrinas públicas, cualquiera podía hacer uso de ellas solo había que pagar una pequeña cantidad en concepto de limpieza y mantenimiento... Tanto la orina como las heces iban a parara a un sistema de alcantarillado público.

Da un vistazo:

¡La orina y sus multiples utilidades!.

image

Esta orina era reutilizada para actividades industriales, el uso más normal era para el blanqueo de telas, lanas y curtido de pieles y en algunos casos era también utilizada como enjuague bucal... La recolección de la orina en las letrinas públicas era una actividad que dio comienzo entre los pobres y las clases más bajas, revendían este líquido para fabricar ungüentos y detergentes y así conseguían un dinero libre de impuestos.

Fue hasta que el emperador Vespasiano...

image

¡Que era un visionario! decidió sacar tajada de este asunto: A partir del siglo I el emperador decidió imponer una tasa a la orina que se vertía diariamente a la red de saneamiento pública, todos los negocios que necesitaban de este líquido para trabajar (curtidores, lavanderos, etc) debían para esta tasa si querían seguir utilizando orina.

Según recogen las crónicas de la época.

image

Tito, el hijo de Vespasiano, le recriminó a su padre el hacer dinero de los desechos de la gente, este cogió una moneda de oro, se la acercó a Tito a la nariz y le preguntó si le molestaba el olor... Tito negó con la cabeza y su padre le dijo "y sin embargo, procede de la orina".

¡Desde entonces la frase "Pecunia non olet" se utiliza!.

En tono cínico, para destacar que la procedencia del mismo da igual, sigue valiendo lo mismo...


Sobre esta noticia

Autor:
Zumbido.es (351 noticias)
Fuente:
zumbido.es
Visitas:
3089
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.